miércoles, junio 20, 2007

Los Milagros de José María Nº1: "daño a la imagen de la empresa"


Estimado/as hermano/as: Hoy debuta para ustedes una nueva sección en este chabacano blog: "Los milagros de José María".

Digo yo, si Escrivá de Balaguer lleva 5 años declarado "santo" por la iglesia, algún milagro tendrá que hacer. O si no, quiere decir que hasta a Iturriaga Neumann lo podrían hacer santo por desaparecer ante la injusticia. O a Juan Pablo II por derrotar el comunismo.
La idea es tratar de dar cuenta de los milagros que hace San José María para sus fieles, y que muchas veces no los vemos "en la vida diaria, en el trabajo ordinario", como diría el mismo Padre Fundador del Opus Dei.

Pues bien, olvídense de los peces muertos y las aves. Olvídense del daño económico a los pescadores del río Mataquito, olvídense de los malos olores. Hasta los cisnes de cuello negro revivirán en Valdivia, pues los gerentes de Celco rezaron la oración para pedirle un favor, y gracias a un milagro del Padre Fundador, todo el daño ha desaparecido. De hecho en palabras del propio Gerente de Asuntos Corporativos "no se está causando ningún daño ambiental", es más, la gracia de San José María ha ido más lejos y Charles Kimber prosigue: "lo que hay es un daño a la compañía, un daño a la credibilidad con las autoridades". Por suerte. Menos mal que fue sólo la imagen de Celco la dañada. Temí un momento que la imagen de aves y peces muertos fueran verdad. Y casi no pude olvidarme de los cisnes de cuello negro, pero ahora me quedo tranquilo.

Gracias San José María. Yo que pensaba que los gerentes hacen las cosas mal a propósito, porque contaminar es más barato, y si ahorran costos les dan bonos de productividad de varios millones a fin de año, pero resulta que son capaces de dañar su imagen con tal de no dañar el medio ambiente.
Favor concedido.

¿Más mandas? Por Favor, en reAcciones

P.S.: Les archirrecomiendo el inquietante documental "Opus Dei: una cruzada silenciosa" de Marcela Said y Jean de Certau

6 comentarios:

paula dijo...

O podrían auto flagelarse en las reuniones de directorio

Patto dijo...

"no se está causando ningún daño ambiental"....

puta los wns care rajaaa......supe por ahi, q disminuyó sustativamente los glaciares en pascual lama..(70 %)y los care raja apelando al "calentamiento global".....

haciendose los weones con cuatica.... gracia¡¡¡

o estos wns.....en matakito..por segunda vez derramando mierda al rio... "xuxa no nos dimos cuenta....al parecer se rompio una cañeria...filo...mojamos a los politicos...a los perjudicados.a los burocratas.....y seguimos = q siempre producieno pal pais.......

q hijos de putaaa...

Anarko-Kapitalista dijo...

Excelente sección de este chabacano blog. Qué mejor que un santo cara de raja para nuestros amigos empresarios. Capaz que hasta se le aparece a Angelini y le dice cosas, como nuestro San Jaime Guzmán a Longueira.

Tengo pendiente ver ese documental. Recomiendo "Deliver us From Evil", que aunque no tiene que ver con el Opus, sí tiene que ver con el abuso.

Y gracias San José María, porque gracias a CELCO las salmoneras están pasando piolita. xD

P-Rock Farias dijo...

definitivamente RECOMENDABLE... o incluso EXIGIBLE el que vean el documental "OPUS DEI...Una Cruzada Silenciosa"

...salió junto al The Clinic hace un tiempo atrás...(dato XD)



Adièu!

ojosdepapel dijo...

La parte más asquerosa del documental, es esa escena en la cocina cuando la jefa de la casa y su empleada conversan de esa especie de escuela para aprender a servir adecuadamente a las familias opus, osea con especializaciones del tipo hacer una cama, aseo, comidas, hay que asco!
y esa jovensísima mujer chilena hablando de esa forma, con todos los valores e ideas que esa mujer facha y opus de su jefa le vendió, no puedo ver tanta juventud tan reaccionaria, un desperdicio.
A veces suceden cosas asi, como cuando intenté pasar desapercibido por caja de un supermercado un envase de chaparrita que ya había comido, y la cajera, una joven mujer chilena, ante mis explicaciones acerca de las fortunas de estas firmas dueñas del supermercado y lo poco y nada que significa mi acto, que honestamente hago con mucho gusto, pero no, ella se puso del lado de su jefe y de 'su' supermercado y me amenzó con la seguridad del lugar, me dejó perpleja, que horrible mujer.
Me pregunto cuántos chilena/os llegan a aceptar así tan aberrantemente las ideas de los que los subyugan con horribles salarios y jornadas larguísimas de trabajo.

Juan Emar dijo...

Es una excelente pregunta ojos de papel.
Y se agradece la manera de graficar el punto...

Por ahí va la cosa...la clave (lo dice Ronald Bown en el mismo documental) "es tener trabajadores contentos y menor grado de conflictibilidad (sic) social"

Gracias por los aportes